Durante todo el año 2006 en santiago se vivió un fuerte crecimiento de la escena de música independiente, quizás encabezado siempre por los sellos más importantes de esta índole, que serian algo records y quemasucabeza. Sellos que siempre estuvieron organizando tocata y fiestas para mostrar a sus bandas, y es ahí donde aparecen eventos en lugares como el Galpón Víctor Jara, el mismo Centro Arte Alameda y el quizás nuevo local en suecia El Mist. Pero estos sellos siempre estuvieron caracterizados por mostrar bandas de rock que mucha vanguardia o cambios circunstanciales a lo que se viene escuchando en Latinoamérica no tenían (sin menospreciar sus trabajos, de hecho antes de ayer estuve viendo a Matorral y Guiso en la Rubén Darío y lo goce igual q siempre), y es ahí donde aparece uno de los centros neurálgicos de la noche santiaguina durante el 2006, Berenjena y en menor magnitud pero igual importante, el Minga.
En estos lugares llegaron a presentarse grupos nuevos, con sonidos distintos a los que estábamos acostumbrados y salieron interesantes proyectos. Fue el despegue de Javiera Mena y Gepe, y apareció una de las bandas más interesantes del 2006 para mí. Compiuters.
Estuvieron sonando en todos lados, esto de las fiestas con tocatas no les pudo sentar mas bien, puesto que es lo que ofrecían, música especial para animar cualquier fiesta, bases electro synth pop con una puesta en escena interesante y letras que pegaban y terminaron en muchos subconscientes. Fue realmente un 2006 plagado de Compiuters, y como no ir a verlos frecuentemente, si me constaba 2000 pesos casi siempre, menos de lo que uno paga para fiestas a pito de nada, sin nada nuevo que ofrecer. Así que no solamente me queda agradecerles por haber animado muchas de mi noches durante el 2006 sino que todos tenemos que agradecer de tener la suerte de ver una banda que realmente marca diferencias en el medio, que probablemente si no hubiéramos estado en chile las posibilidades de verlos por 2 lucas hubieran sido bastante remotas.
Existen muchos rumores sobre su futuro, pero es algo que uno no puede controlar así que por mientras solo cabe seguir disfrutando de su trabajo, y esperar que todo se concrete de la mejor manera para poder tener la posibilidad de verlos en vivo el próximo viernes 13 de Julio en el Bar Hollywood de Valparaíso.
http://www.compiuters.com/
Fotografía de Gabriel Ebensberger