Es muy certero decir que para Future Islands existe un antes y un después de 2014. Ese año salió Singles, su cuarto disco, después de una carrera que había estado confinada a ser una sensación indie a lo mucho. El disco no sólo era el mejor que habían hecho, sino que además traía la canción que cambió el curso de sus carreras: “Seasons (Waiting on You)”. Antes de ser elegida como la mejor de ese año por Pitchfork, ya había subido lo suficiente la reputación de la banda como para hacerlos saltar más allá del a veces limitado mundo indie.

Ese año, y todo el siguiente, Future Islands subió varios peldaños en el escalafón de carteles de festivales, un buen barómetro para medir popularidad en el mundo musical de hoy. Apariciones en televisión, comerciales y mucho más los catapultaron como uno de los grupos del momento, algo que supieron capitalizar gracias a la madurez acumulada con una carrera que tomó su tiempo en cocinarse y en darle el palo al gato.

Ahí el mundo conoció algo que los círculos más enterados ya conocían: el carisma del vocalista Samuel Herring. Verlo en vivo es una experiencia que no te deja indiferente, y raya muchas veces en lo teatral más que en lo musical. Puedes odiarlo perfectamente, quizás lo ames, pero jamás olvidarás la primera vez que lo viste.

Con esas armas, y por supuesto el sólido álbum The Far Field, lanzado el año pasado y que profundizó en la línea del synth pop explorado en Singles, llegan a Chile por primera vez para ser parte de la segunda versión del festival Fauna Otoño. Para prepararte mejor, te dejamos nuestras canciones favoritas y una presentación en vivo, para que veas de lo que estamos hablando cuando nos referimos a Sam Herring.

Puedes comprar tus entradas en este link.